Nuevas fuentes de financiamiento y reorganización de la infraestructura, propone Miguel Costas Basín

Entrevista con el nuevo titular de la SAIP

Promover distintas fuentes de financiamiento para la investigación y reorganizar la infraestructura para hacer eficiente su funcionamiento, son algunas de las propuestas prioritarias de Miguel Antonio Costas Basín, nuevo secretario académico de Investigación y Posgrado de la Facultad de Química.

El funcionario refirió que una de las grandes fortalezas de la Facultad son sus laboratorios, cuyo equipamiento en su mayoría, por costo y tipo, deberá estar en posibilidad de utilizarse entre varios grupos de investigación.

Se buscará que la infraestructura se comparta entre varios investigadores, porque ésta es, por definición, altamente onerosa y no hay suficientes fuentes de financiamiento: “La alternativa es adquirir fondos o aumentarlos de los ingresos extraordinarios para adquirir los equipos”, añadió.

Mejorar la infraestructura es un asunto esencial para que la investigación en la Facultad se mantenga con los más altos estándares de calidad y adquiera mejores perspectivas, argumentó el nuevo titular de la SAIP: “Debemos buscar las maneras en las que podemos comprar infraestructura, equipos grandes lo más pronto posible”, expuso.

Ello se podría conseguir a través de propuestas de proyectos al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACyT), de convenios con las industrias interesadas en los servicios ofertados por la Facultad, probablemente en cooperación con fondos que consiga el Patronato de la FQ y la propia UNAM, apuntó.

Otra función de la Secretaría es apoyar en todo lo posible a los posgrados en los que participa la Facultad. Explicó que si bien las gestiones del Posgrado dependen de cada una de las Coordinaciones, en lo que atañe a la Secretaría a su cargo se fortalecerá el apoyo en cuestiones como el control escolar, evaluación, ingreso y graduación. En este sentido, recordó que la FQ participa en nueve posgrados y el único que depende enteramente de esta Institución es la Especialización en Bioquímica Clínica.

Por otro lado, explicó que en la Facultad el vínculo entre docencia e investigación ofrece muchas ventajas, y una de ellas es que se abren más oportunidades para que los estudiantes puedan realizar estancias en universidades de otros países.

Destacó que otro aspecto positivo es que los profesores se mantienen al día en sus respectivos temas y, de esta manera, pueden transmitir a los estudiantes no sólo los elementos básicos, lo cual ocurre en los primeros semestres, sino lo que se está haciendo a nivel mundial en su área de especialidad.

Además, añadió, cuando se investiga se utiliza el método científico, el cual es una metodología para tomar decisiones: “Es útil que los estudiantes aprendan a trabajar con esta metodología y la apliquen donde trabajen”, comentó.

Una Facultad que hace investigación, destacó, ofrece una riqueza mayor a sus estudiantes, quienes elaboran sus tesis de licenciatura en investigación, no sólo en la propia escuela, sino en los diversos institutos de la UNAM o en los institutos nacionales como los de Medicina Genómica, Nutrición o Cardiología.

Trayectoria

Miguel Antonio Costas Basín cursó la carrera de Ingeniería Química (1970-1975) y la Maestría en Fisicoquímica (1976-1979) en la Facultad de Química de la UNAM. Realizó el Doctorado en Química (1980-1984) en la Universidad de McGill en Montreal, Canadá, donde también hizo una estancia posdoctoral (1985-1986).

Se incorporó como Profesor-Investigador de Tiempo Completo en la FQ en 1987. Forma parte del Sistema Nacional de Investigadores (Nivel III). Cuenta con más de 120 publicaciones en revistas científicas internacionales, con más de 3 mil 500 citas. Ha dirigido 19 tesis de licenciatura, 12 de maestría, ocho de doctorado y ha sido anfitrión en su laboratorio de 5 posdoctorantes.

Fue galardonado con el D.W. Ambridge Award 84-85, otorgado a la mejor tesis de Doctorado en toda el área de Ciencias e Ingeniería de la Universidad de McGill en el año académico 1984-1985, con la Distinción Universidad Nacional para Jóvenes Académicos 1990 en el área de Investigación de Ciencias Exactas, con el Premio Nacional de Química Andrés Manuel del Río en Investigación (1992) y con el Premio Universidad Nacional 2010 en el área de Docencia en Ciencias Exactas.

Trabaja en dos principales líneas de investigación. La primera es la Bio-fisicoquímica, que emplea los métodos experimentales y teóricos de la Fisicoquímica al estudio de sistemas bioquímicos. La segunda es el estudio de sistemas en fase líquida con altos grados de organización, empleando la medición y el modelaje de varias propiedades de bulto y superficie.

Yazmín Ramírez Venancio

José Martín Juárez Sánchez

También podría interesarte